viernes, 21 de septiembre de 2018

VINDICACIÓN DEL JURADO: Brillante columna de opinión de Alfredo Pérez Galimberti

Alfredo Pérez Galimberti, Vicepresidente del INECIP y miembro del Consejo Académico de la AAJJ, escribió una lúcida y erudita nota de opinión en el diario Página 12 titulada "Vindicación del Jurado" (leer aquí)

La nota es tan brillante que hasta mereció los abiertos elogios del Maestro Julio Maier, quien posteó al pie de la nota: "Querido amigo: Creo que tu contribución y tu explicación hacían falta. ¡Mi felicitación y acuerdo total! Julio Maier".

Pérez Galimberti salió en respuesta al intento de cierta parte del mundo académico y periodístico por asociar al sistema de juicio por jurados con la justicia por mano propia e -¡increíblemente!- con la negación del Estado de Derecho. Todo ello a partir del ya famoso veredicto que absolvió por unanimidad al carnicero Daniel Oyarzún en Zárate-Campana. Vale la pena relatar, aunque sea brevemente, este ida y vuelta de pensamientos. 

Alfredo Pérez Galimberti

Guido Croxatto, discípulo de Raúl Zaffaroni, escribió un encendido artículo en Página 12 titulado "Renunciar al Estado de Derecho" (leer aquí). El autor, a partir de uno solo de los 280 veredictos del jurado en la provincia de Buenos Aires -incluyendo a varios que condenaron a "justicieros" policiales y civiles- descalifica por entero al sistema de juicio por jurados de la Constitución Nacional, al que sentencia de inviable en sociedades unidimensionalmente mediatizadas.   

Croxatto ubica al juicio por jurados por fuera del Sistema Garantista ideado por el maestro italiano Luigi Ferrajoli que, como ya se sabe, sólo se administra con jueces profesionales. Por el contrario, el jurado pertenecería a una difusa doctrina que da en llamar, alternativamente, mayoritarismo, realismo o punitivismo y que se dedicaría a "plesbicitar" al juicio de las mayorías populares (jurado) un piso indecidible de garantías intocables

"El no garantismo es decididamente no positivista, por eso se aparta de las normas escritas estrictas, del derecho positivo, haciendo valer el “sentir popular” en una sentencia. De este modo subrepticio se horada la legalidad", sostiene el autor.

El jurista y filósofo Roberto Gargarella cayó en la volteada en dicho artículo. Al parecer, en anteriores oportunidades, habría criticado al autor y a sus posturas por "paternalistas y elitistas".

Gargarella le respondió desde su blog (Cuando la decisión del jurado no nos gusta):

"Las publicaciones reafirman el elitismo penal que campea entre nuestros doctrinarios en el área: el punitivismo seco de nuestros jueces es tolerado, pero cualquier sentencia -¡aún absolutoria!- de nuestros jurados genera escozor y es calificada, increíblemente, como en este caso, de punitivista. 
Las estadísticas que tenemos en la materia (por ejemplo, de la AAJJ) muestran que el comportamiento de nuestros jurados es el habitual -ni híper-punitivistas, ni abolicionistas (desde 2015, 69% de condenas, 31 de absoluciones)- con una tendencia a ser más siempre más moderados que nuestros jueces profesionales.

Es falso, entonces, que tengamos un debate entre "garantismo judicial" y "punitivismo mayoritarista" o de jurados: el debate, otra vez, es entre elitismo y democracia. Y democracia, no entendida como "plebiscitar los derechos" de modo irresponsable, sino democracia como proceso informado e inclusivo, de diálogo sobre asuntos públicos. Un proceso dentro del cual bien pueden incluirse, como primer paso, los jurados".

LA RESPUESTA COMPLETA DE ALFREDO PÉREZ GALIMBERTI:

VINDICACIÓN DEL JURADO

"Ningún hombre libre podrá ser detenido o encarcelado o privado de sus derechos o de sus bienes, ni puesto fuera de la ley ni desterrado o privado de su rango de cualquier otra forma, ni usaremos de la fuerza contra él ni enviaremos a otros que lo hagan, sino en virtud de sentencia judicial de 
sus pares o por ley del reino".

Parágrafo 39 Carta Magna

La noticia del veredicto absolutorio del jurado en el caso Oyarzún ha provocado fuertes repercusiones, tanto a favor como en contra, y dado ocasión para satanizar el modelo constitucional del juicio penal por parte de quienes siempre han mirado con desconfianza el campo popular. 

Cuando la Iglesia prohibió legitimar la ordalía y el juicio de Dios, Europa se decantó por dos modelos de investigación y enjuiciamiento de los delitos. El modelo de la inquisición campeó en Europa continental desde el año 1215, y fue transferido a América y en particular a la República Argentina, donde estuvo vigente hasta el año 1992. Parece un cuento pero así fue. Para paliar la dificultad de encontrar acusadores y testigos, el inquisidor, luego juez de instrucción, se ocupó de actuar oficiosamente, y lograr la confesión del imputado por cualquier medio. Así se disponía en el Código de Nicolau Eimeric (1376), reproducido luego por las legislaciones seculares del continente. Casi 800 años de esta historia, y no hemos logrado todavía desmontar el modelo de poder llamado Juzgado, con sus prerrogativas y prácticas monárquicas.

Del otro lado del Canal de la Mancha se optó por convocar a doce personas, conocedoras de la ley del lugar, que luego de deliberar decidían si daban o no permiso para que se aplicara al imputado la ley del Rey. El Jurado evolucionó en sus formas hasta consolidarse definitivamente luego de la Revolución Gloriosa de 1688 y la Carta de Derechos de 1689. En las instituciones inglesas se inspiró el Iluminismo. De Inglaterra la institución se expandió por las colonias de América del Norte, y su desarrollo continuó a escala planetaria hasta hoy. 

Las mujeres y hombres que componen un jurado son adjudicadores de hechos. Reciben del juez las instrucciones sobre el contenido de la ley penal, y cómo deben deliberar para alcanzar su veredicto. Se trata de conocer la evidencia que presenta el acusador y decidir si el fiscal probó el hecho más allá de una duda razonable. 

Como adjudicadores de hecho un albañil, una psicóloga, una enfermera, son competentes como cualquier abogado para evaluar hechos en su vida cotidiana. No se les pide que conozcan la Ley, porque este es el trabajo del juez, de los fiscales y defensores.  

La audiencia de selección permite a los abogados de la fiscalía y la defensa excluir del jurado a toda persona que manifieste una parcialidad, que abrigue prejuicios a favor o en contra del acusado. 

La Constitución de 1853, al igual que las fallidas de 1819 y 1826, proclama que los juicios criminales se terminarán por jurados. La prédica antijuradista, proveniente especialmente de los abogados, impidió hasta la fecha que el programa constitucional se concretara. 

Esta manda de la Constitución no es un antojo de momento, ni una solución técnica. Encarna la lucha contra la opresión, contra el poder absoluto de los monarcas, que los padres fundadores de esta república creyeron indispensable para garantizar las libertades públicas.   

Personalmente no comparto el veredicto de Oyarzún, pero predicar que este caso deslegitima el sistema de jurados es tan absurdo como pretender que los jueces profesionales no se equivocan. No he escuchado que una sentencia inicua dictada por un juez profesional motive propuestas de reconfiguración del Poder Judicial. La propia Corte Suprema debió abrir un capítulo de situaciones bajo el nombre de Arbitrariedad, para intervenir y corregir fenomenales disparates fundados por jueces togados.    

Frente a la falsa exigencia de la “preparación para ser jurado”, que apenas esconde un pensamiento antidemocrático, debe reconocerse que la deliberación en un panel de doce personas es una escuela de formación ciudadana para una democracia participativa.

Se puede disentir con el veredicto. El jurado pudo ser mal seleccionado, o mal instruido. O el fiscal no pudo convencerlo de que el hecho fuera injusto; pero fue tomado por unanimidad por doce ciudadanos, en el juicio público regido por la Constitución, con garantías y libertad de expresión para todas las partes.

Pero ver en este veredicto un mensaje generalizado de “licencia para matar” es desconocer que en cinco oportunidades anteriores, en los últimos dos años, los jurados bonaerenses condenaron a “justicieros” policiales y civiles.

Un tribunal de justicia, en un procedimiento acusatorio privado de jurados populares, con interminables recursos bilaterales, es un Golem. En el pensamiento del maestro Luigi Ferrajoli hay una inconsistencia; aun reconociendo las virtudes democráticas del juicio acusatorio público de raíz inglesa, diseña un Sistema de Garantías en el que no hay lugar para los ciudadanos. 

* Vicepresidente del Instituto de Estudios Comparados en Ciencias Penales y Sociales (Inecip).

Otras noticias relacionadas de interés:

- A24.com (21/09/18) "El debate que dejó el caso del carnicero de Zárate: la inseguridad, la "justicia por mano propia" y los juicios por jurados"  por la periodista y politóloga de judiciales Catalina de Elía (ver)

- Revista Noticias (21/09/18) "Juicio por jurados: la nueva grieta en la Justicia" (ver)

miércoles, 19 de septiembre de 2018

LA MATANZA: El jurado condenó por unanimidad a perpetua a los secuestradores exprés que ejecutaron a un chico por un IPHONE

Eran las dos de la mañana y los jurados continuaban con la deliberación. Mientras tanto, en la sala de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de La Matanza, los casi 300 presentes del público no podían más de los nervios y la ansiedad.

Durante toda la jornada habían presenciado un juicio por jurados en el que salió a la luz un terrible crimen: una banda de cinco secuestradores exprés, que venían cebados en un Chevrolet Prisma blanco cometiendo todo tipo de secuestros y robos a mano armada, terminaron su raid fusilando por la espalda al joven Dante Genovaitis para robarle el Iphone.  

Los autores fueron arrestados un mes después en un aguantadero de La Tablada. En su poder se encontraron radios con frecuencia policial, celulares, el arma homicida y el Chevrolet Prisma blanco.


El juicio

Finalmente, el juez Gerardo Gayol informó que el jurado había arribado a un veredicto y ordenó que todas las partes volvieran a sus sitios. El presidente del jurado leyó el veredicto en medio de la enorme expectativa:

"Nosotros, el jurado, declaramos por unanimidad culpables a:

1) Pablo Góngoras y Cristian Nargang por el delito de homicidio criminis causa (Hecho 1)

2) Pablo Góngoras por el delito de robo con arma de automotor (Hecho 2) y a 

3) Yamila Góngora por el delito de encubrimiento agravado (Hecho 3)" 


Dante Genovaitis, el joven asesinado

El juicio y los hechos

La Universidad Nacional de La Matanza, fue ayer testigo de una maratónica jornada de juicio en la que un jurado popular resolvió por unanimidad condenar a Cristian Nargang, a Juan Pablo Góngoras y a su hermana Yamila Góngoras por el asesinato de Dante Genovaitis, un joven de 31 años, ocurrido el 2 de septiembre de 2016, en la localidad matancera de González Catán. Además, los condenó por otros delitos previos y posteriores.

El juez Gerardo Gayol dirigió el debate donde se revivió el violento episodio. La acusación estuvo a cargo del fiscal José Luís Longobardi, quien tuvo la suficiente claridad en la presentación del caso para convencer a los 12 jurados.

Media hora antes del debate, estaban ya en el “Patio de las Américas” de la UNLaM los 45 jurados sorteados para enfrentar a audiencia de voir dire para seleccionar a los doce jurados definitivos. El salón se completó con familiares y amigos de la víctima con remeras que rezaban “Justicia por Dante” y con alumnos y docentes de la Casa de Estudios que presenciaron gran parte del juicio.


MATAR POR UN CELULAR

La medianoche de ese jueves, ya viernes, quedará para siempre en la memoria de los padres, vecinos, y muchos amigos de Dante, pero esencialmente de las dos amigas que presenciaron el hecho.

Ese 2 de septiembre Dante iba a quedarse a dormir en la casa de Celeste, una amiga de la infancia que vivía en el barrio Fecovima en González Catán. Había pasado a buscar también a Johana, otra amiga que los acompañaría.

Al llegar a la casa de Celeste, un Chevrolet Prisma con cinco ocupantes los interceptó. Del auto bajaron dos jóvenes con claras intenciones delictivas. Johana logró entrar a la casa de Celeste, pero Dante quedó allí. No se resistió en absoluto, pero sin embargo lo ejecutaron por la espalda. Los asaltantes sólo se llevaron su IPHONE.




EL RELATO DEL HORROR

Celeste, amiga de Dante y dueña de la casa donde todo sucedió, apenas alcanzó a decir algunas palabras. Enseguida se quebró y estremeció a la sala de juicio con sus llantos. La escena que narró fue desgarradora.

“Estaba en casa  esperando a mis amigos Dante y Johana los cuales iban a pasar la noche acá. En un momento escucho el ruido del auto de Dante y a Johana intentando evitar que los perros se escapen. Abro la puerta de la cocina para abrir el garage y ahí me encuentro con la escena: Dante les ofrecía las llaves del auto, les decía llevátelo, llevátelo. Pero ellos no se daban por satisfechos, no sé qué querían”

Cuando vio que se trataba de un robo, se tiró hacia adentro de la casa junto a Johana para pedir auxilio cuando, repentinamente, escucha tres detonaciones de arma de fuego.

Al salir, se encuentran con el peor escenario. Dante estaba tendido en el suelo mirando hacia el interior del garage. Desesperada, llamó al 911 y acompañaron a su amigo hacia el hospital más cercano, donde falleció.


El pistolón usado en el crimen y el celular de Dante

Los dichos de Johana fueron casi idénticos. Contó que Dante la había pasado a buscar por el Mc Donalds de Gregorio de Laferrere. Que antes de llegar a la casa de Celeste, vio que los perros se encontraban en la calle. Dante le pidió que bajara para hacer entrar a los perros. Entró a la casa y se encontró con Celeste que ya estaba saliendo por la puerta de la cocina (que da al garage) para recibirlos. Justo antes de salir de nuevo, escuchó discusiones y Celeste la empujó hacia adentro de la casa. Después, las tres detonaciones de arma.

Al salir vio un muchacho de tez trigueña, de unos 21 años, subirse a la puerta trasera de un auto Chevrolet color blanco y marcharse.


UN ROBO ANTERIOR: EL MISMO AUTOMÓVIL

La testigo clave para ubicar a los autores del hecho fue Marlene Escobar, una oficial de la Policía Metropolitana que había sido víctima de estos mismos delincuentes, unas horas antes, a escasos kilómetros de donde mataron a Dante.

Marlene estaba saliendo de su hogar a las 22.30 del jueves con su Ford Fiesta, cuando fue interceptada por el Chevrolet Prisma en el que estaban Cristian Nargang y Pablo Góngoras.

Utilizando el mismo pistolón que diera muerte a Genovaitis,  la forzaron a que les entregase su automóvil, para luego retirarse del lugar (Hecho 2).

Sin embargo, ella pudo ver bien las caras de los asaltantes y tomó nota del modelo y patente del auto.

Marlene se dirigió a la comisaría, hizo un dictado de rostro y dio la información del automóvil en el que los asaltantes se desplazaban.

FISCAL LONGOBARDI: “¿Usted tiene alguna duda de que quién le robó su auto, es ese hombre que está sentado allí?”, a la vez que señalaba hacia el asiento de Pablo Góngoras.

POLICÍA ESCOBAR: “Estoy absolutamente segura de que fue él”, contestó la oficial.


EL CELULAR ROBADO, CLAVE PARA LOCALIZAR EL AGUANTADERO:

Otro elemento crucial que llevó a la detención de ambos condenados y de Yamila Góngoras fue la utilización del celular robado. Durante semanas, la Fiscalía Especializada de Homicidios de La Matanza fue realizando escuchas que les permitieron establecer que quienes habían sido los autores del homicidio calificado eran Góngoras y Nargang y que tenían su “aguantadero” en la localidad de La Tablada.

Al allanar ese domicilio, la Policía provincial encontró a ambos delincuentes junto al arma homicida, el Chevrolet Prisma blanco, radios con frecuencia policial y 30 teléfonos celulares, entre los que se encontraba el IPHONE de Dante Genovaitis.

También se produjo allí la detención de Yamila Góngoras, novia de Nargang y hermana de Pablo, por el delito de encubrimiento agravado (Hecho 3).


El juez Gerrado Gayol

EL PEDIDO DE CONDENA DE LA FISCALÍA

En virtud de los testimonios y las pruebas del juicio, el fiscal Longobardi, solicitó al jurado la condena de ambos procesados por el delito de Homicidio Agravado Criminis Causa -el que mata para cometer otro delito, en este caso el robo- el cual tiene una pena de prisión perpetua (HECHO 1).

También pidió la condena de Pablo Góngoras por el delito previo de robo con armas del automotor de la policía Escobar (HECHO 2).

Finalmente, también pidió la condena de Yamila Góngoras por el delito de encubrimiento agravado. Es decir, por haber usado un celular que sabía que era robado (HECHO 3).

LAS DEFENSAS DE LOS ACUSADOS

Los abogados de Góngoras y Nargang solicitaron la total absolución  expresando que todo se trataba de un gran error. Que la novia de Nargáng había adquirido ese celular comprándolo en el barrio, y que Escobar se había confundido al señalar a Góngoras como autor del robo a bordo del Prisma, o que había sido influenciada por la Policía para decir eso.


EL VEREDICTO

La prueba contra los acusados era muy evidente. Sin embargo, el jurado se tomó todo el tiempo que necesitó (cerca de 2 horas) para arribar a un veredicto por los tres hechos y contra los tres acusados a ¡las dos de la mañana!


Movilizaciones por Dante

LA EMOCIÓN DEL PAPÁ DE DANTE GENOVAITIS. SATISFACCIÓN DEL FISCAL Y DEL JUEZ

“Es impresionante la atención que prestó el jurado a todo el debate, a pesar de que fueron 17 horas continuadas de juicio; me voy más que satisfecho porque se hizo justicia”, refirió el fiscal Longobardi, de impecable actuación.

El juez, Gerardo Gayol no podía salir de su asombro. Remarcó que a partir de los últimos juicios por jurados que han cobrado notoriedad pública, el compromiso de los ciudadanos con el deber cívico de ser jurado es más profundo, mostrando mayor disponibilidad y voluntad. Señaló que le llamó muchísimo la atención que muchos de los jurados preseleccionados que no fueron sorteados como jurados titulares o suplentes se quedaron entre el público para presenciar el juicio.

En entrevista personal, el padre de la víctima, Ernesto Genovaitis, reveló que se sintió muy conforme con el compromiso del jurado: “Sentí que no se tomaron el trabajo a la ligera, analizaban todo, tomaban notas, se tomaron su tiempo para deliberar y no se dejaron confundir con las palabrerías de los abogados defensores, realmente sentí que se hizo justicia”, expresó.


Leer noticias aquí:

- C5N (7/10/16) "Cuatro detenidos por el crimen de Dante Genovaitis"  (ver video)

- Mauro Szeta on Twitter (7/10/16) "Crimen de Dante Genovaitis en González Catán: hay cuatro detenidos. Tenían armas y frecuencia policial." (ver)

- La Nación (19/09/18) "Juicio por jurados: prisión perpetua para dos acusados de matar a un joven para robarle el Iphone" (ver)

- El 1Digital (19/09/18): "Juicio por Jurados: los tres imputados fueron hallados “culpables” por unanimidad" (ver)

martes, 18 de septiembre de 2018

Primeras repercusiones del boom del jurado en Argentina. SAN JUAN discute adoptar la unanimidad de los veredictos del jurado

El tsunami  provocado por el veredicto unánime que absolvió al carnicero Oyarzún en Buenos Aires impactó de lleno en la provincia de San Juan. Fue la primer provincia que acusó recibo inmediato del poderoso mensaje político de dicho veredicto.

Si algo llamó la atención de todo el mundo político nacional en el caso del carnicero fue que el veredicto de no culpable resultó ser unánime (Patricia Bullrich: su absolución unánime es un verdadero acto de justicia).

San Juan está discutiendo desde hace meses un nuevo Código Procesal Penal con juicio por jurados para reemplazar al caduco sistema inquisitorial de jueces de instrucción. El proyecto surgió de una Comisión Redactora convocada a instancias del Gobernador Sergio Uñac y coordinada por el Ministro de Gobierno Emilio Baistrocchi.


Gobernador de San Juan, Sergio Uñac

La regulación original prevista en el anteproyecto para el juicio por jurados es por demás auspiciosa: contempla un jurado clásico de doce personas con igualdad de género para todos aquellos delitos con penas superiores a los 20 años de prisión, sean consumados o en tentativa.

Sin embargo, adolece de un defecto fundamental que debe ser urgentemente corregido: establece veredictos mayoritarios de 8 a 4 y de 10 a 2, dependiendo de la gravedad de los delitos. Se trata claramente de una norma que es contraria por completo a la historia y al espíritu del juicio por jurados.

El veredicto del jurado y la unanimidad son sinónimos en todo el mundo. La unanimidad es una regla absolutamente natural en el jurado y es exigida tanto para condenar, como para absolver. Es la regla básica para un fair trial (juicio justo).

De ese modo, la decisión toma una potencia política y social indiscutible, que fue lo que sucedió en la condena unánime por femicidio de Fernando Farré  y en la absolución, también unánime, del carnicero Oyarzún. Fue precisamente que no hubo ni un solo voto en contra lo que le dio a esas dos decisiones una legitimidad política fuera de toda discusión.

Por otra parte, las estadísticas en el  mundo y en la Argentina indican que los jurados llegan a la unanimidad en el 96% de los casos

Basados en dichas comprobaciones empíricas y en las recomendaciones de los principales expertos mundiales que han venido asombrados a presenciar el desarrollo del juicio por jurados en la Argentina (ver), Mendoza (2018), Santa Fe (2018), Chaco (2015) y Río Negro (2013) establecieron la regla de la unanimidad para la condena o la absolución y un nuevo juicio ante otro jurado si no se alcanza la misma. 

Superaron así a las dos primeras leyes del país (Neuquén, 2011 y Buenos Aires, 2013). De este modo, Mendoza, Santa Fe, Chaco y Río Negro ajustaron sus leyes al funcionamiento natural del juicio por jurados clásico en todo el mundo.


Ministro de Gobierno Emilio Baistrocchi

El impacto del veredicto unánime del carnicero:

Afortunadamente, todavía el CPP y el jurado de San Juan están en plena discusión legislativa en las comisiones respectivas de la Cámara de Diputados, ya que se han recogido propuestas y observaciones de varios sectores. La AAJJ, mucho antes de este histórico juicio, observó con sumo beneplácito el proyecto de ley de jurados de San Juan, más observó los insalvables inconvenientes del veredicto por mayoría y la necesidad urgente de adoptar la regla histórica de la unanimidad.

En el interín, el fenomenal impacto del veredicto unánime del carnicero fue tan grande que le dio nuevos bríos a la propuesta. Así lo dijo el principal matutino de San Juan, El Diario de Cuyo: "La definición de los jurados bonaerenses en el caso del carnicero desató polémica por lo que algunos entienden fue una justificación de la justicia por mano propia. Pero lo cierto es que el veredicto contó con un respaldo total: el voto unánime de todos sus integrantes".


Juez Blejman y Secretaria de Justicia Aubone

El juez de Cámara Maximiliano Blejman, que integra la Comisión Redactora del CPP, recogió el aporte de la AAJJ y propuso que el veredicto del jurado sanjuanino sea por unanimidad, tal como lo es en el resto de las provincias. La propuesta fue muy bien recibida por varios de los legisladores que integran la Comisión de Justicia y Seguridad, por lo que existen grandes chances que se corrija el innecesario retroceso que supone un veredicto por mayoría.

Continúa El Diario de Cuyo:  "Antes de que saliera a la luz dicha decisión, Blejman, juez de la Sala III de la Cámara Penal, le acercó el lunes la sugerencia a los diputados para que la definición cuente con el aval de todos los miembros. "La unanimidad asegura la máxima deliberación posible, lo cual despeja el riesgo de error judicial. No deja lugar a duda acerca de la decisión y es tan fuerte el mensaje que no se discute. Le da potencia y legitimidad social al veredicto", indicó el magistrado, quien fue uno de los redactores del proyecto local y que luego de contactos con la Asociación de Juicio por Jurados revió su postura.

Se manifestaron a favor de estudiar a fondo la propuesta los diputados Pablo García Nieto, presidente del bloque del PJ, la diputada basualdista Susana Laciar y el diputado ibarrista Carlos Munisaga. El diputado radical Eduardo Castro destacó que "me parece que el veredicto tiene que ser por unanimidad, ya que le da absoluta legitimidad".

Se espera la sanción del nuevo CPP y del juicio por jurados antes de fin de año. De ser sancionado con estos ajustes, el sistema procesal penal sanjuanino estará a la vanguardia de la Reforma Judicial en Argentina y América Latina.

Leer las noticias aquí:

- Diario de Cuyo (16/09/18) "Se viene el debate si el veredicto de un jurado debe ser unánime o por mayoría" (ver)

lunes, 17 de septiembre de 2018

THE REVOLUTION OF TRIAL BY JURY IN ARGENTINA. The butcher, not guilty.

Nothing will be the same for Argentina´s judicial system after the butcher, Daniel Oyarzún, was acquitted by a unanimous verdict of not guilty.

Today, the butcher´s case and trial by jury are all that people are talking about in Argentina. It is a true revolution. Trial by jury has gained overwhelming support in public opinion and its rapid extension to the whole country is a strong possibility in the foreseeable future.

This level of excitement and support for the trial by jury system has never occurred in Argentina, not even after the famous guilty verdict in the Farré case (The whole country is talking about jury trials). People are excited to talk about the new values that the jury brings to justice: common sense, fairness, unanimity, the impressive number of twelve jurors that directly represent the community and the finality of the verdicts.

The butcher, after the verdict

domingo, 16 de septiembre de 2018

LA REVOLUCIÓN DEL JUICIO POR JURADOS EN LA ARGENTINA. Absolvieron al carnicero.

Ya nada será igual para el sistema judicial de Argentina tras el veredicto unánime de no culpable que absolvió al carnicero Daniel Oyarzún.


No se habla de otra cosa en la Argentina que del caso del carnicero y del juicio por jurados. Es una verdadera revolución. El juicio por jurados obtiene un abrumador apoyo en la opinión pública y se prevé su rápida extensión a todo el país. 


Jamás se vio en el país semejante repercusión, ni siquiera con el famoso veredicto de culpabilidad por femicidio del caso Farré (El país entero habla del caso Farré). La gente opina de los valores que trae el jurado como novedad a la justicia: el sentido común, la equidad, el valor de la unanimidad, del número de doce jurados, que representen directamente a la comunidad y de que sus veredictos son inapelables y definitivos.

El carnicero, tras el veredicto del jurado que lo liberó

viernes, 14 de septiembre de 2018

EL CARNICERO OYARZÚN FUE ABSUELTO POR UNANIMIDAD

Finalizó hoy el juicio por jurados que conmocionó al país. Tras tres horas de deliberación, los doce jurados se pusieron de acuerdo de manera unánime y absolvieron de culpa y cargo a Daniel Oyarzún por haber obrado en legítima defensa.

Oyarzún y su abogado, tras el veredicto

miércoles, 12 de septiembre de 2018

DÍA 3: La situación de Oyarzún está cada vez más comprometida.

Terminaron las pruebas en el juicio al carnicero Daniel Oyarzún por la muerte de Brian González, uno de los ladrones que asaltó su comercio. Momentos tremendos se vivieron en el juicio, sobre todo al reanudar Oyarzún su declaración, que resultó catastrófica. Mañana será el veredicto.


Oyarzún reconoció que lo investigaron en dos causas penales, una por hurto y otra por tenencia de drogas. También admitió que "no buscó recuperar su plata" cuando persiguió con su auto a los asaltantes. 




DÍA 2 DEL JUICIO A OYARZÚN: Una perito complicó su situación

El juicio al carnicero Daniel "Billy" Oyarzún continúa brindando sorpresas y momentos de extrema tensión. En el segundo día del juicio, la perito psiquiatra complicó las chances de Oyarzún: si bien mostró angustia y arrepentimiento, actuó en plena consciencia y de manera temeraria.


A su favor, cabe consignar que los peritos balísticos ratificaron que Marcos Altaño, que fue el ladrón que entró armado a robar, efectuó siete disparos. Dos en el interior de la carnicería y cinco durante la persecución.


Brian González, el difunto, manejaba la moto. La cuñada de Oyarzún, que hacía las veces de cajera y es testigo clave de lo sucedido en el interior del local, los reconoció en el acto: a Altaño por ser compañero del colegio y a González por haberlo visto en el boliche.

La carnicería donde sucedieron los hechos

martes, 11 de septiembre de 2018

DÍA 1 DEL JUICIO A OYARZÚN: Selección del jurado, alegatos de apertura y declaración del acusado

Comenzó hoy en Zárate Campana el juicio por jurado más resonante del año, en medio de una enorme expectativa nacional. El país quiere saber que hará el jurado con el carnicero asaltado que atropelló y dio muerte al ladrón que lo había robado minutos antes.

Los vecinos toman la Municipalidad y piden la libertad de Oyarzún