AVISO

AVISO - ENLACES FUERA DE SERVICIO:
Algunos enlaces se encuentran momentáneamente sin funcionamiento por problemas técnicos de la plataforma. Disculpe las molestias, estamos trabajando para solucionarlo

viernes, 21 de enero de 2022

MENDOZA: La Bruja de Menem fue propuesta como testigo de magia negra en el juicio por jurados por el crimen del médico León Burela. ¿Es admisible su testimonio?

Azucena Agüero Blanch, la Bruja de Menem.
¿La admitirá el juez como testigo?

No hay juicios en enero, pero la redacción arde. La vorágine no se detiene. Las noticias vuelan en plena feria judicial argentina. Los 4 de Colston fueron absueltos en Bristol, Inglaterra, y ganaron las rotativas de las primeras planas mundiales (ver) (ver). 

Ahora el Zonda llega con fuerza abrasadora desde Cuyo y promete agitar el debate probatorio del mundillo (¿pantano?) judicial en la Argentina. 

¿Es admisible el testimonio experto de una vidente, bruja, médium, tarotista, pai, exorcista o símil que no ha presenciado nada del crimen con sus cinco sentidos, pero sí con sus visiones parasensoriales del Más Allá? 

¿Circo, show o defensa en juicio? Apasionante. Arde el Verano, Muñeco.



El Carlo y la Jabru

El crimen del médico León Burela se ventilará en un juicio por jurados a mediados de febrero. 

Tendrá condimentos inusuales: el sicario asesino prófugo, magia negra y macumba como evidencia, la viuda y una amiga parapsicóloga acusadas de instigadoras y hasta la posible participación de la Bruja de Menem.


León Burela y la sospechosa,
su esposa Elizabeth Ventura.

El próximo 4 de febrero está fijado el voir dire para el sorteo de los potenciales ciudadanos que definirán el futuro de la esposa de la víctima, Elizabeth Ventura (la Viuda) y su amiga, Mónica Castro (la Parapsicóloga), imputadas como instigadoras del homicidio del médico Burela, ocurrido en Las Heras. El caso ganó las tapas de los medios nacionales (Magia negra, un sicario y una viuda detenida: giro inesperado en el crimen de un médico en Las Heras)

La defensa pidió que Azucena Agüero Blanch, la mundialmente famosa Bruja de Menem y que fuera tapa del New York Times en 1999, declare en el debate que se realizará en febrero como experta en magia negra.

Se trata de la mendocina autodenominada vidente y/o Maga Blanca que acompañó al entonces gobernador de La Rioja en su ascenso político hasta la presidencia.


Azucena Agüero, la Maga Blanca

La Maga Blanca fue ofrecida por los abogados defensores Agustín Magdalena y Cristian Vaira Leyton para que brinde su versión sobre las distintas macumbas que fueron halladas en el domicilio de Mónica Castro cuando fue detenida. La Maga Blanca vs El Team Magia Negra.

En definitiva, luego de definirse los testigos y las pruebas, el juicio comenzará el próximo 21 de febrero en el Polo Judicial Penal. La acusación estará representada por la fiscal de Homicidios Claudia Ríos, quien ha liderado toda la investigación y está en el centro del vudú.




"El ginecólogo León Burela fue asesinado en su casa de 4 tiros. En los allanamientos a las viviendas de la ex esposa y de una amiga de ella encontraron elementos de brujería y macumba contra la fiscal Ríos y policías para que fracase la pesquisa".


La parapsicóloga Mónica Elizabeth Castro, la otra acusada
de instigar el crimen


"ADMISIBILIDAD O EXCLUSIÓN"

La letra fría de las Reglas de Evidencia en el common law dice: si está preguntando si un médium, vidente, psíquico, espiritista o símil  puede ser un testigo experto en la forma en que puede testificar un médico, un científico, un mecánico o similar, la respuesta es no. Por ejemplo, un médico puede testificar si otro médico cometió negligencia (o no) y por qué. Un mecánico puede testificar si otro mecánico reparó un automóvil correctamente.

Si está preguntando si un médium, vidente, psíquico, espiritista puede testificar sobre un crimen, como psíquico, la respuesta es no. Un psíquico no puede testificar que sabía que fulano cometió un delito porque tuvo una Visión. O porque tiró los caracoles y fue él. O porque las cartas jamás mienten. O porque se lo dijo una gitana al leerle la mano. O que sabía dónde se encontraba un cuerpo porque tuvo un Visión. O porque tiene el celular de Dios. Un psíquico no puede proporcionar pruebas de la forma verificable en que lo puede hacer un oficial de policía, un científico forense, un testigo, etc.

Un psíquico puede testificar como cualquier otro lego. Por ejemplo, si vieron un accidente automovilístico, pueden hablar de lo que vieron. Pero una tarotista, médium o psíquico no podrán testificar sobre ninguna cosa de tipo extrasensorial relacionada con ese accidente, como contactos con los muertos en otras Dimensiones, Portales de Entrada al Inframundo, Espíritus que Han Volado, etc.


Cuánta gloria, Batman. Mujer Tarot.
Ronnie for ever


Imagínense sino una controversia en pleno debate entre un médium y un vidente, y que tenga que venir a destrancarla un tercer espiritista para testificar sobre lo que es normal y reglado en la comunidad psíquica. Prácticas comerciales, procedimientos estándares, fidelidad a la Ciencia Oculta, pergaminos, acreditación, índice de casos resueltos, honorarios, chambonería, detectores de azufre, cómo desenmascarar chapuzas, avistaje de chupacabras, GPS para nadar en la Ciénaga de Macadam, druidas, elfos, magos, orcos, uruk-hai, tucumanoides, chorizombies, espadas, hechiceros, 666 The Number of the Beast, la Luz Mala, Enter Sandman, el Tío Lucas, Krusty, Casper, Chucky, V8, Helter Skelter, Piggies, Canterville, Funebreeee, todo.

¿Pero testificar como psíquico o símil en el sentido de que están compartiendo detalles sobre sus visiones o cosas que obtuvieron debido a sus "poderes"? Absolutamente no. Como explican los manuelas de evidencia, existe un estándar de confiabilidad para la admisibilidad de la evidencia o el testimonio científico (R. C. P.). Y los psíquicos no lo cumplen. Sólo se admitirá como evidencia aquello que se pueda probar en este mundo humano con las leyes de la lógica, la experiencia, el sentido común y el tercero excluido.

Pero, ¿no era que en este Reino "hay más de lo que mis ojos pueden mirar, y llegar a ver?


De Bernal (Oeste) al mundo


POR ESO, GENTE, NO TODO ES TAN FÁCIL. ASÍ COMO REZA EL DICHO "Las brujas no existen, pero que las hay, las hay", DEL MISMO MODO SE HAN DADO CASOS REALES QUE TENSIONARON ESTA REGLA.


La verdadera Emily Rose (Annelise Michel)


La cuestión no es nueva y vuelve una y otra vez (corsi et ricorsi). El cine ha retratado, como sólo el Séptimo Arte puede hacerlo, casos reales que llegaron a las cortes y a ser juzgados en juicio por jurados. Como lo fue el de "El exorcismo de Emily Rose"Una extraordinaria película de terror visceral en el que se juzgaba a un cura por el homicidio culposo (mala praxis) de Emily. Nota al pie: el gran cinéfilo y jurista Alberto Binder sostiene que esta película y Blair Witch son las películas de terror más aterradoras de todos los tiempos. Coincidimos 100%. Imposible verlas sin taparse la cara y sin tener pesadillas diez días seguidos después. 

Las teorías del caso eran sencillas y potentes. Para la defensa, Emily Rose -ferviente católica- había sido poseída por el diablo. La pobre Emily padecía tormentos físicos atroces cada vez que el Príncipe de las Tinieblas se apoderaba de su cuerpo. Por tal razón, su creyente familia convocó a un respetable sacerdote experto para que le realizara un exorcismo, tal como la Iglesia lo había practicado durante más de 1500 años.


El Exorcismo de Emily Rose

Para la fiscalía, en cambio, todo se trató de un ataque de epilepsia y que su falta de internación y tratamiento médico adecuado le causaron a Emily la muerte por mala praxis. La Razón vs la Fe enfrentadas en pleno juicio ante un jurado. El cura y la la familia estaban convencidos de que era una Maquinación del Averno y que el diagnóstico de epilepsia no sólo era incorrecto, sino que clínicamente no existía. Emily debía ser liberada de las garras de Satanás. En la vida real, Emily ha sido canonizada como Santa.

En nuestra sección "El Jurado y El Cine" hemos puesto los tramos claves de este fascinante film, en el que la jueza tuvo que admitir como prueba de la defensa si es posible o no exorcizar un demonio. Son imperdibles los alegatos de apertura, de clausura y el contraexamen de peritos sobre fuerzas sobrenaturales (ver película aquí). Ni qué hablar del veredicto.


Laura Linney y Tom Wilkinson,
en dos papeles estelares.

En estas páginas ya dimos cuenta de casos reales muy parecidos, como la Tarotista de San Nicolás que esclareció un crimen y encontró el cadáver del hombre clavado de cabeza en un aljibe. Lo buscaba toda la policía hacía dos meses y lo encontró el Tarot. La nota fue célebre en ese ya lejano 2018; revívala aquí (SAN NICOLÁS: Tarot, Muerte, Trampa y Diazepán. Declararon culpables por unanimidad a los dos acusados).

En la aclamada serie "La Ley y el Orden", un defensor audaz inicia su alegato de apertura al jurado con estas palabras y teoría del caso: "Mi clienta dio muerte al bebé. No lo negaré. Pero ustedes sabe que mi clienta es una mujer devotamente católica y creyente. Y ustedes querrán saber entonces por qué lo hizo. Se los digo yo: porque Dios lo quiso, del mismo modo en que Dios le ordenó a Abraham sacrificar a su hijo Isaac. No la juzguen a ella, sino a la voluntad de Dios". 

Un verdadero disparate, pero amparado en la defensa en juicio. El fiscal objeta, sale eyectado de su silla y terminan todos a los gritos en el despacho de la jueza, que le impide al abogado ejercer esa línea de defensa. Motivos: alegato incendiario, prejuicioso, irrelevante y, sobre todo, porque afirma cosas que no se pueden probar (ver capítulo "Ángel").

Dejaremos para el final (ver abajo) el más famoso de todos los casos: el crimen de Barreda y la vidente Pirucha.

Pero volvamos al caso de Mendoza. ¿Qué fue lo que pasó? ¿Porqué se discute si vendrá o no vendrá a declarar la Bruja de Méndez acerca de la Magia Negra?


Soul Sacrifice. Evil Ways.
Tabú. Samba pa´ti


EL CRIMEN DEL MÉDICO: ¿el motivo?

En la mañana de 15 de abril de 2019, Mingo Burela estaba tirado en el sillón del living de su casa ubicada en el residencial barrio Kolton de Las Heras. Era poco social y desde que se había jubilado -fue médico del Servicio Penitenciario hasta 2012- prefería echarse cómodamente a ver televisión. Cuando se quiso acordar, tenía al asesino enfrente suyo. El hombre ingresó sin forzar ninguna cerradura y le efectuó cuatro disparos.

Su esposa y ahora viuda, Elizabeth Ventura, declaró que antes del ataque ella salió apurada y dejó la puerta principal abierta para irse a un gimnasio. Sostuvo, en todo momento, que se trató de un hecho de inseguridad (un clásico). En el lugar faltaban dos celulares y dos armas que eran propiedad de Burela. Sin embargo, los 5 mil pesos que el ginecólogo tenía en su bolsillo permanecieron allí.

En sus testimonios, vecinos del médico afirmaron ver escapar a un muchacho petiso de no más de 20 años. Dijeron que primero se alejó caminando y, luego de varios metros, empezó a correr. A correr sin parar.  A correr como poseído por el demonio. 


No comments

Las contradicciones e inconsistencias en su relato eran tan grandes que generaron inmediatas dudas entre los sabuesos e investigadores. Decidieron pincharle el teléfono celular y la sospecha se confirmó.


Los diálogos teléfónicos -que prometen ser candentes- trascendieron a la prensa en cuentagotas. Esta es la famosa llamada n° 20:



- “La Antonia ya sabe lo del auto, Eli.. vos estás enferma.. realmente...hacéme caso. ¿Vos sos la que guardás secretos? Decile, pues a la Anto que mataste a tu marido... que mandaste a matar a tu marido... si le contás todo, decile que vos mandaste a matar a tu marido…”, le dice la tarotista a la viuda, en una discusión telefónica de quienes eran íntimas amigas y vecinas.

- "¿Te parece?", dijo Elizabeth Ventura.

- “Todos los mocos que te has mandado, se te salen. No tenés códigos, no tenés secretos, no se puede confiar en vos”, agrega la parapsicóloga Castro.

- "Te juro que he hecho por vos lo que pude", continúa la parapsicóloga. "Pero estoy redesilusionada y ya no sé cómo enfocarte".  “Le he contado a Antonia” todos los “sacrificios” que hago".


Ventura y su amiga Mónica Castro, con quien hablaba por teléfono sobre el crimen del médico, fueron detenidas meses después. Mónica Castro, parapsicóloga de profesión y tarotista, tenía varias macumbas en su casa, tratando de fraguar y de desviar la investigación mediante magia negra.

¿Declarará sobre eso la Bruja de Menem? ¿De cómo se puede hacer naufragar una investigación policial con Magia Negra? 

Entre los papeles en tarros con sal estaba el nombre de la fiscal Claudia Ríos y el de algunos miembros de la Policía.

En tanto que el autor material del crimen en Las Heras se presume que fue un sicario, pero jamás se pudo avanzar con su identificación. Se ofrecen 100 mil pesos de recompensa a quien aporte datos. Desconocemos si el monto es ajustable por inflación.

La tarotista Castro reclamó que le devolvieran los bienes que le incautaron durante el allanamiento a su lujoso chalet. Son dos autos, una moto y 50 mil pesos. No se sabe cómo hizo Castro para acumular esos bienes, porque sus únicos ingresos legales eran 3 mil pesos mensuales de un plan social estatal.


La detención de la tarotista


LA MACUMBA: detalles escalofriantes

Unos meses después del asesinato, la ahora viuda Ventura se mudó a unas cuadras, a un domicilio ubicado justo al lado del de su amiga desde hace más de 20 años, la parapsicóloga Mónica Castro. 

Tras las escuchas, la policía allanó ambas casas y se toparon con lo inesperado, al punto que llamaron a la propia fiscal de homicidios, Claudia Ríos, a que se apersonara y viera todo con sus propios ojos:

“Encontramos elementos de brujería hechos contra quienes realizan la investigación para que ésta no avance, anotaciones de la misma, y varias cosas esotéricas”, dijo Ríos.


La Macumba en el freezer

Durante el operativo en la casa de la viuda hallaron tarros con sangre, vinagre y sal gruesa congelados en un freezer que contenían mensajes macabros junto a los nombres e imágenes de personal policial de la unidad investigativa, entremezclados con ocho fotos de la fiscal Claudia Ríos.

La fiscal Claudia Ríos

En la otra casa, en tanto, pasó lo mismo: divisaron trabajos asociados a la magia negra con referencias a diferentes testigos que declararon en la causa y a los hermanos (menores de edad) de Burela.

Ambas mujeres fueron detenidas. Ventura quedó imputada como instigadora de “homicidio agravado por el vínculo”, que prevé una pena de prisión perpetua. Castro, por su parte, está acusada de ser partícipe necesaria del delito de “homicidio agravado”. Las dos se negaron a declarar y ahora permanecen alojadas en la penitenciaria provincial.

Mientras la fiscal Ríos trabaja en desentrañar la trama de superstición detrás del entorno de Burela también intenta establecer un posible móvil del crimen, que por el momento es materia de investigación.



LA TENTATIVA DE DELITO IRREAL
¿Superstición o delito imposible?



Cualquier estudioso del derecho penal se topará en los manuales y tratados con un capítulo -ya marginal en el siglo XXI, pero preeminente no hace mucho- acerca de si es posible que una persona mate a otra de manera ritual, a distancia o mediante brujería. Es la así llamada tentativa de delito irreal o supersticiosa. La doctrina dominante la cataloga de delito imposible (disvalor de resultado); los subjetivistas (Kaufmann, Zielinski, Sancinetti) la tratan como tentativa inidónea de delito, con cierto margen para que el juez imponga pena (disvalor de acción).

Lo cierto es que el racionalismo moderno todavía está muy lejos de afirmarse. La superchería sigue vivita y coleando entre nosotros. Fuck Science! Y de qué modo. Por eso es que existió el célebre y nefasto Malleus Maleficarum.


Lado 1; Tema 5. Superchería


Escrito en 1486 por dos monjes dominicos alemanes (cuando no), fue un manual de instrucciones sanguinario y atroz que la Inquisición usó contra el culto a la brujería. El Malleus es, sin duda, el más famoso de los libros sobre brujería que se haya escrito hasta el presente.

También conocido como El Martillo de las Brujas, está considerada la obra más infame de la Historia. Las razones sobran para calificarlo de esta manera: fue durante tres siglos el recurso fundamental que la Inquisición puso en manos de sacerdotes, magistrados y jueces católicos y protestantes en su combate contra el culto a la brujería. Que no era otra cosa que el disfraz para una batalla política de primer orden, como fue la afirmación de los intereses coincidentes del Monarca y del Papa en Europa continental.

En sus páginas el lector encontrará, con curiosidad a veces, con horror casi siempre, la descripción de diferentes actos considerados impuros o inspirados por el demonio, pero además el consecuente castigo que debían recibir los responsables de tales hechos.

Así, las inenarrables torturas mentales y físicas a que fueron sometidas aquellas personas (casi siempre mujeres) que el poder unificado de los dos Reinos, el celestial y el terrenal, consideraba culpables de herejía cobran una crueldad y un realismo nunca vistos ni antes ni después en el devenir humano.


Imperdible film


Para ver que esto no es broma y lejos está de considerarse una antigualla del pasado, cómo no recordar en estas líneas a una de las mejores películas de los últimos tiempos, como es indiscutidamente "La Última Ola (The Last Wave, 1977)", del director australiano Peter Weir y protagonizada ni más ni menos que por Richard Chamberlain. Está disponible en YouTube (ver film aquí). 

El film trata de un juicio por jurados contra cinco aborígenes australianos, acusados del asesinato místico-ritual (a distancia) de otro aborigen que robó unas piedras sagradas de su Pueblo.


Los Aborígenes australianos acusados
de matar con poderes chamánicos


Los peritos forenses no pueden determinar en modo alguno la causa de la muerte y nadie quiere hablar. El abogado defensor (Richard Chamberlain) quiere que su teoría del caso se centre en el poder de ciertos ritos tribales para lograr la absolución por delito imposible. Los acusados le prohíben ejercer esa línea de defensa: "La cárcel es un juego de niños al lado del Mal que nos espera si hablamos de esto. Ni nos interesa ir presos. Usted se calla". 


Richard Chamberlain y David Gulpilil,
en dos roles consagratorios 




PIRUCHA Y EL JUICIO A BARREDA

Uno  de los juicios más famosos de la historia criminal argentina fue el del odontólogo platense Ricardo Barreda, autor de un cuádruple femicidio  en 1992.

Parte de su fama se debió a que la estrella principal del debate fue la clarividente Pirucha, amante de Barreda, convocada por la defensa para demostrar que era inimputable y que estaba poseído por el Demonio. 

Lo tremendo es que fue admitida como testigo experta de la defensa e interrogada profusamente y de oficio por los jueces de cámara de La Plata, ante la TV del mundo entero.





Sexo, maldiciones, magia negra y oscuras sospechas: “Pirucha”, la enigmática mujer del caso Barreda, la clarividente que le dijo al cuádruple femicida que su familia quería matarlo. 

Las víctimas de Barreda: su suegra Elena Arreche (86),
su esposa Gladys McDonald (57) y sus hijas
Cecilia (26) y Adriana (24)

 
¿Se repetirá la historia en Mendoza con la Maga Blanca? Veamos parte del desopilante testimonio de Pirucha en aquel memorable juicio de 1995 en La Plata.

-Ellas lo mandaban a un parapsicólogo para que le hiciera mal. Un día lo quise llevar a ver a la Virgen del Vidrio, en La Plata, y él me dijo que era agnóstico. Y los agnósticos son una secta diabólica que causan los desastres del mundo en asquerosas misas negras.

- Le tiré las cartas a Barreda y salió la peor imagen: la muerte. La de Barreda.

- Le dije que las mujeres de su familia le estaban haciendo un trabajo. O habían ordenado un trabajo sucio.

-Te hicieron magia vudú, Ricardo - aseguró Pirucha en el debate oral.

Barreda, de acuerdo con el testimonio de Pirucha, escuchó cómo ella le decía que iba a poner todo su don para salvarlo.

-Pudimos encontrar la brujería que le estaban haciendo. Desarmé lo tenebroso. Y cuando desarmás lo que el mal hace, se vuelve todo al revés. ¿Cómo es eso? Las que querían matar, terminaron muriendo.

-¿Quién las mató? - preguntaron los jueces (😆😆😆).

-El demonio. A ellas las mató Belzebú. Luzbel.





Ellas eran la suegra de Barreda, Elena Arreche (86), su esposa Gladys McDonald (57) y sus hijas Cecilia (26) y Adriana (24). Las mató con la escopeta Vítor Sarrasqueta calibre 16.5 que le había regalado su suegra.

Meses antes de los femicidios, Barreda le contó a su amiga vidente que las mujeres de su casa le decían Conchita, que lo humillaban.

-Te quieren ver muerto, te van a matar. ¡Sos imbécil o no te das cuenta!, le dijo Pirucha.

–Ricardito, ésas te quieren eliminar. Te están engualichando la vida. Por eso estás sin energía.

–¿Te parece? –preguntaba Barreda con ese tono monocorde, como si se desinflara lentamente.

–Obvio -respondía Pirucha mientras mezclaba las cartas-. Te quieren ver muerto.

Barreda la llevó a su casa a Pirucha para descubrir "el trabajito".

¡Mirá, Ricardo! Estaba adentro de un zapato de tu suegra. Lo encontré detrás de una maceta de la vieja”. Era un muñeco lleno de alfileres.

–Te lo dije, Ricardo, te están haciendo magia negra. ¿Te duele la cabeza o el cuerpo?

–Sí. Me agarran puntadas.

–Es porque te están pinchando. Son el mal, Ricardo. Son el mal. ¿Qué estás esperando? Yo te voy a salvar.





En una magnífica entrevista que le hizo en 2003 la periodista Adriana Belmonte para su libro "Mate Barreda", Pirucha dijo:

Soy una vidente que se anticipa a los hechos. El de Barreda fue un caso demoníaco en el que intervinieron las Fuerzas del Mal. Yo deshice el vudú que le habían hecho a Barreda, ese muñequito que apareció con una cruz en el vientre y un alfiler oxidado clavado en la espalda, que representaba su muerte y los demás problema que tenía. La cabeza del muñeco estaba pinchada. A este muñeco lo vi a través de una visión. Además, cuando recorrimos su casa hicimos la prueba del vaso de agua y creer o reventar: el agua hirvió en todos los cuartos, menos en el suyo.

–¿Dónde apareció el muñequito?

–En el zapato de la suegra. Fuimos a Parque Saavedra y rompimos el maleficio. Él lo tiró hacia atrás con su hombro izquierdo por sobre el derecho y les advirtió a unos chicos que no tocaran el muñeco porque era veneno. Yo lo veía mal. Le decía al Señor que yo era capaz de ofrecer mi vida por el alma de Barreda porque estaba poseído. Dios sólo podía salvarlo, le dije el día que entramos en una iglesia y él le besó los pies a Cristo. Yo rezaba por Barreda con mi gato José, hasta que un día el gato murió. Lo resucité y tiempo después entraron ocho perros y lo mataron. Eso es por la energía maléfica que envolvía a Barreda como un manto negro.


El Negro José


–¿Cómo era él como persona?

Ayudaba a la gente pobre arreglándole los dientes podridos. Y un día salvó a una vecina de que se quemara. Es un gran hombre, muy solidario. Un día se sacó una foto y salió azul. Le dije que se iba a poner peor: violeta. Porque la familia iba a matarlo.

-Pero él las mató...

-No, fue el diablo. El no las hubiera matado. Sí hubiera matado al perro, él odiaba al perro. Ahora espero que se pudra en la cárcel por tarado. No me hizo caso en nada de lo que le dije, entonces que se joda. Es un idiota Barreda. Le advertí todo lo que le iba a pasar. Sabía lo que iba a hacer y cuando se lo dije, se enojó. Estaba segura de que iba a matarlas. En el juicio dijo que una fuerza extraña se había apoderado de él, pero después se desdijo. No fue él, fue Satanás. Luzbel.




-Pero usted dice que no las mató...

-Fue el demonio adentro de Barreda. Ellas eran cuatro brujas que le habían hecho las mil y una. Un día lo llevaron a un pai y él muy idiota fue. Le hacían brujerías. El demonio estaba encarnado en ellas. Cuando las mató y fue a casa, le dije que sabía que las iba a matar. Y le dije que alguien lo iba a delatar. “¿Vos me vas a delatar?”, me preguntó. “No, vos”, le dije. Y fue tan tarado que se terminó delatando él mismo. Por lo menos dejó vivo al perro Nahuel. Era el mejor de la casa. De chiquito Barreda sufrió mucho, su padre agarraba a la madre de los pelos y le metía la cabeza en un balde de agua. Y a veces la arrastraba por el piso. Barreda no está loco ni lo estuvo. Está poseído por el demonio y hay que exorcizarlo. Necesito un exorcista para sacarle el demonio. Es la lucha del hombre contra el diablo.

Continuará....

Leer noticias aquí:

- Diario UNO (18/1/22): "La Bruja de Menem fue propuesta como testigo de magia negra para un juicio por jurados" (ver)

- INFOBAE (10/10/19): "Magia negra, un sicario y una viuda detenida: giro inesperado en el crimen de un médico en Las Heras" (ver)

- Clarín (30/10/19): "El crimen del doctor: los diálogos que revelan un plan macabro entre la viuda y la tarotista" (ver)

- INFOBAE (25/7/20): "Sexo, maldiciones, magia negra y oscuras sospechas: “Pirucha”, la enigmática mujer del caso Barreda" (ver)

- THE GUARDIAN (15/8/14): "The Last Wave rewatched – mysticism, prophecy and the end of times" (ver)