jueves, 3 de mayo de 2018

LOMAS DE ZAMORA: Balazos entre "dealers" de Lanús termina con un muerto. Culpable por unanimidad

El 9 de agosto 2014 a la madrugada, Alan "Wilo" Fernández, conocido dealer de la zona Sur, fue hasta la casilla ubicada en la calle Don Orione 1924 de Remedios de Escalada (Lanús). La tapera en cuestión era un kiosco de venta y delivery de todo tipo de alcaloides y era regenteado por una tal La Tana, también activa vendedora de falopa y rebelde en una causa correccional.

Fiscal Marcela Dimundo


Alan fue hasta ese inmueble del hampa y le pegó tres tiros en el cráneo a Johnatan Gamíz, de 17 años de edad y prófugo de la justicia por dos homicidios. Ambos se conocían del barrio y eran muy, pero muy heavies. Johnatan había ido con un amigo -que fue el testigo presencial de este hecho- a ver si La Tana  les habilitaba algo de maconha bonaerensis. Empezaron a discutir a ver quién se la bancaba más y "Wilo" le descerrajó tres tiros en la testa a Johnatan, quien agonizó durante quince días en el hospital. La víctima estaba fugada de un instituto de menores.

"Wilo" estuvo prófugo dos años, hasta que cayó en 2017 y de allí que el juicio por jurados se haya sustanciado en 2018. lo defendió el abogado Gutiérrez.

La fiscal Marcela Dimundo basó toda su estrategia en este testigo clave presencial, en el médico de la autopsia (recordemos que el arma jamás se halló) y en el Facebook de "Wilo". Su cuenta en FB estaba repleta de fotos suyas enfierrado hasta los dientes con amigos y pibes chorros.


La juventud maravillosa

El jurado lo liquidó tras varias horas de deliberación. Lo declararon culpable de homicidio agravado por el empleo de arma de fuego, conforme las instrucciones del juez Juan Rial. El veredicto fue unánime.