miércoles, 3 de abril de 2019

NEUQUÉN: En el primer juicio de 2019, un hombre fue declarado culpable por unanimidad por abuso sexual

Un caso de ribetes dramáticos fue juzgado por jurados en Zapala, Nueuqén. El jurado, por unanimidad y tras deliberar por una hora y media, declaró culpable al hombre (M.I.) que violó durante cuatro años a su hijastra. La menor producto de los abusos quedó embarazada y tuvo que ser sometida a la interrupción legal del embarazo (ILE).

Sala de deliberación del jurado en Zapala


La audiencia de voir dire para seleccionar al jurado

El dramatismo del caso se percibió desde el instante mismo del voir dire (audiencia de selección del jurado), etapa decisiva para lograr un jurado lo más imparcial posible. Las partes interrogaron a los potenciales jurados en audiencia pública para medir su imparcialidad frente al caso. Esto declararon bajo juramento los jurados, según consignó el prestigioso periodista Guillermo Berto a la prensa local:

“Soy mamá pero voy a decidir como jurado, no como mamá”, dijo una mujer que quedó seleccionada. En cambio otra fue excluida porque admitió: “no podría dejar de pensar en mis hijas durante el juicio”. Y un hombre se puso de pie y reconoció: “mi hija fue abusada, no puedo ser imparcial en un caso así”.

Los hechos y el juicio

Los abusos ocurrieron en el período comprendido entre agosto de 2014 y agosto de 2018. El acusado abusó sexualmente de la hija de quien en ese momento era su pareja, dentro de la vivienda familiar que compartían en una localidad cercana a Zapala.

Producto de los abusos, la víctima quedó embarazada, razón por la cual salieron a la luz los abusos. El embarazo fue legalmente interrumpido y luego se realizó una pericia de ADN que confirmó la paternidad del imputado.


Jueza Leticia Lorenzo

El jurado se inclinó así por la teoría del caso y las pruebas que presentaron las fiscales Sandra González Taboada y Laura Pizzipaulo. Ellas solicitaron que se lo declarase “culpable” por los delitos de abuso sexual simple continuado en concurso real con abuso sexual con acceso carnal continuado, ambos agravados por ser cometidos contra una menor de 18 años de edad aprovechando la convivencia preexistente, todo en carácter de autor.

Leticia Lorenzo fue la jueza técnica que estuvo a cargo del debate, encargada de darle al jurado las instrucciones generales que fueron elaboradas por las partes

El defensor de los derechos del niño y el adolescente Claudio Alderete, que interviene como querellante institucional, y los abogados Germán Zúñiga y Julio Álvarez, que intervienen como querellantes particulares, habían adherido al requerimiento de la fiscalía.

Este juicio por jurados, fue el primero que se realiza en el año bajo esta modalidad y el número 45 desde que se implementó la Reforma Procesal Penal en la provincia.

Leer Noticias aquí:

- Diario Río Negro (1/04/19): "Sentimientos encontrados en una selección de jurados para un juicio de abuso" (ver)

- Diariamente Neuquén (3/04/19): "Jurado popular declaró culpable a un hombre por abuso sexual" (ver)