viernes, 27 de septiembre de 2019

DOLORES: Absuelven a un hombre injustamente acusado de homicidio agravado en tentativa


El 30 de julio de 2017 una mujer fue llevada a un Hospital de Dolores, en la provincia de Buenos Aires, con el 20% de su cuerpo quemado.

La joven relató que se encontraba pasando por un cuadro de depresión y que había intentado suicidarse. Quedó internada en terapia intensiva.

El caso, sin embargo, dio un giro brusco cuando su hijo, de 5 años, afirmó ante los médicos que su mamá había sido atacada por su pareja. Ante ello, el presunto agresor fue inmediatamente detenido. El caso conmocionó a la sociedad local.

Esta semana el caso llegó a ser debatido en un juicio por jurados.




La fiscal María Raggio acusó al hombre por la tentativa de homicidio agravado.

Sostuvo que, durante una pelea, la mujer se roció con un líquido combustible y el hombre le acercó un encendedor prendido.

De acuerdo a lo que surgió en el juicio, la pareja se caracterizaba por mantener una relación tensa, plagada de permanentes y enfermizas peleas.

Desde la vereda opuesta, el defensor oficial Gustavo Estrada, presentó ante el jurado el cuadro completo de los sucesos ocurridos.

El día de los hechos -de acuerdo a la versión de Estrada- la mujer se había prendido fuego sola, a lo Bonzo tal como ella misma había relatado desde un primer momento a los médicos que la atendieron.

Mientras las llamas comenzaban a envolver su cuerpo, el hombre se abalanzó rápidamente sobre ella para apagarlas, logrando ese objetivo. Precisamente por ello, según relató, el hecho no pasó a mayores y la vida de la mujer pudo ser salvada.

Valiéndose de las confusas descripciones brindadas por el niño durante una entrevista en Cámara Gesell, la defensa se encargó de demostrar lo que realmente había sucedido: el menor habría interpretado erróneamente que el hombre agredía a la mujer, pues eso era lo que había creído ver ante la violenta escena que había visto mientras aquel se arrojaba desesperadamente sobre ella para apagar las llamas.

El acusado aseguró que él había querido socorrerla. Que lo único que había hecho había sido intentar salvarle la vida, cometido en el que afortunadamente había tenido éxito.

Las opciones que el jurado se llevó al recinto de deliberación fueron las siguientes:
  • Culpable de homicidio agravado (femicidio) en tentativa, de acuerdo a la acusación de la Fiscalía.
  • Culpable del delito menor incluido de lesiones graves (opción que, aparentemente, fue solicitada por la fiscalía).
  • Culpable del delito menor incluido de lesiones culposas (opción que fue solicitada por la defensa).
  • No culpable (de acuerdo al caso planteado por la defensa).
La deliberación fue muy difícil. El jurado prácticamente se estancó en tres oportunidades, mientras se debatían entre el veredicto de lesiones culposas (quizás por un manejo arriesgado del encendedor) y de no culpable.

Finalmente, arribó a un veredicto, declarando al acusado no culpable.