jueves, 3 de diciembre de 2020

MENDOZA: Jurado condena al "Mojo" Zúñiga por matar por la espalda a un joven con una tumbera en el Gran Mendoza

Jueza María Belén Renna,
de notable desempeño en su primer
juicio por jurados

Los doce jurados dieron su veredicto unánime: Rodrigo "Mojo" Zúñiga (23) es culpable de homicidio con alevosía por el crimen de Felipe Carrizo (23), baleado por la espalda en febrero de este año en una reyerta de barrio. La jueza le dio perpetua.

El juicio se desarrolló, bajo todas las medidas de prevención sanitaria, en la hermosa sala de audiencias de la Corte Suprema de Justicia de Mendoza, acondicionada al efecto para este y los futuros juicios que tengan lugar mientras dure el coronavirus. Condujo el juicio en gran forma -por ser su primer juicio por jurados- la jueza María Belén Renna.


Para destacar: boxes individuales
para cada jurado.

Zúniga fue defendido por el abogado Pablo Ramón Rotondi, quien buscó denodadamente una absolución o, al menos, un cambio de carátula que lo salvara de la prisión perpetua que arriesgaba como pena única por el delito acusado: homicidio agravado por alevosía.


La fiscal Claudia Ríos. Sentado, el fiscal Fernando Guzzo.

En efecto, la querella y la fiscalía, a cargo de los experimentados fiscales Claudia Ríos y Fernando Guzzo, fueron lapidarios en sus alegatos: "lo mató por la espalda con un arma tumbera". 

"La fiscalía no tiene nada 'en contra de Zúñiga' -dijo la fiscal Ríos-; sino que persigue un interés social que también va en defensa de alguien que ya no está. Demostraremos que el imputado es culpable. Y yo le he colocado un título a este caso: 'lo tomó por sorpresa'".

Aquel mediodía de febrero, Carrizo iba, según la fiscalía, completamente inerme y desprevenido al momento de recibir el balazo. Esto es "alevosía", según los fiscales, ya que se interpreta que no tuvo modo de defenderse y que fue tomado por sorpresa. Este fue el nudo central del juicio que tuvieron que resolver los jurados. ¿Lo mandaban a perpetua o con una pena temporal?


La víctima Felipe Carrizo

LOS HECHOS: el video clave

¿Cuál fue el móvil del crimen? Durante el debate se supo que Zúñiga y Carrizo no se llevaban bien: habían discutido varias veces e incluso existieron escenas violentas a trompadas, típicas de un barrio vulnerable y violento. Carrizo, de hecho, ya había recibido dos plomazos en un incidente anterior.

Los jurados contaron con las imágenes de una cámara perteneciente a un negocio de la zona. Fue la prueba clave. Una ejecución en vivo y en directo.  En los registros fílmicos se ve a Carrizo y a otro chico caminando y, en la esquina de Delgado y Sarmiento, se observa que dobla una moto con dos ocupantes. Desde ese vehículo salen los disparos, precisamente efectuados a cuatro metros de distancia por Zúñiga, que iba de acompañante. El arma usada fue una "tumbera" de fabricación casera, de la cual cinco perdigones se alojaron en la espalda de Carrizo.


El abogado defensor Pablo Rotondi


El que manejaba la moto fue, a la postre, un testigo clave. Se puso a disposición de la Justicia días después, llevó la moto a la comisaría y declaró ante el jurado que, en aquella jornada, se encontró con Zúñiga y le pidió que fueran a comprar marihuana. Lo subió a la moto, anduvieron unos metros y escuchó las detonaciones. Inmediatamente hizo bajar del rodado a su amigo, le recriminó lo que había hecho y vio cómo el joven guardaba el arma en una mochila.


LA CONTROVERSIA POR LAS AGRESIONES INMEDIATAMENTE ANTERIORES

Lo que este testigo no supo era que Carrizo y Zúñiga habían tenido dos o tres encontronazos inmediatamente antes del homicidio. Es decir, Carrizo ya estaba sobre aviso ante dos agresiones previas. Carrizo le dijo a Zúñiga: "Mojo olor a pata, pata sucia", lo cual parece que enardeció al autor y lo llevó a buscar la tumbera para liquidarlo. ¿Constituía esto alevosía o no? Las instrucciones de la jueza fueron claves en este aspecto para que el jurado pudiera dar su veredicto unánime con varias opciones por delitos menores.


La jueza instruye al jurado


La jueza, tras el litigio en audiencia privada con las partes por las instrucciones,  le presentó al jurado cuatro opciones de veredicto: 1) Culpable de homicidio calificado por alevosía; 2) Culpable por homicidio simple agravado por el empleo de arma de fuego; 3) Culpable por homicidio culposo; 4) No culpable.

EL VEREDICTO

Tras cuatro horas de deliberación, los jurados salieron del jury room con su veredicto unánime. Ante la tensión reinante en la sala, la presidenta del jurado anunció en corte abierta que encontraron a Carrizo culpable del delito de homicidio calificado por alevosía. La acusación fiscal había quedado probada.


El Mojo Zúñiga. 



Leer noticias aquí:

- Los Andes (30/11/20): "Vuelven los juicios por jurado al Gran Mendoza con el asesinato a balazos de un joven" (ver)

- Mendoza On Line (1/12/20): "Acusado de matar por la espalda: primer día del juicio a "Mojo" Zúñiga" (ver)

- El Sol (3/12/20): "Un jurado lo halló culpable de matar por la espalda y le dieron perpetua" (ver)

- Mendoza On Line (3/12/20): "Perpetua para el "Mojo" por matar a un joven con una tumbera en plena calle" (ver)